Ama lo que haces ...

No solo hay que hacer lo que uno ama sino hay que amar lo que uno hace...

Me pasó ponerme a observar a una chica que trabajaba de hostess en el vuelo que vine de regreso a lima la semana pasada y, me puse a pensar en este tema de amar lo que uno hace.

La actitud de esta persona era increíble, su forma de estar todas las horas que duró el vuelo, que dicho sea de paso, no fue corto:  esta persona caminaba con una sonrisa, estaba atenta, lista y absolutamente amable.   Cuando uno le hablaba o preguntaba algo, te miraba y te contestaba de tal forma que parecía que, en ese momento tú eras lo único que existía y lo más importante para ella.

Después de un rato,  me puse a mirar el ambiente que había en el espacio donde las hostess y los pursers se reúnen.  Me encontré con un ambiente súper amigable, las personas hacían lo que tenían que hacer pero con una actitud de ayudarse unos a otros, sonriendo entre ellos y por ahí también se veían riéndose entre ellos.  

Aparentemente esta hostess era como la 'jefa' del resto, pero me pareció como que ella era la que creaba esa energía y ambiente de trabajo.

Mientras la miraba, se me cruzó el pensamiento  de ¿ cómo sería su vida?   Si efectivamente sería reflejo de como la veía a ella.  Difícil saberlo....  Y, no es importante.  Por ahí seguro tendría sus problemas como cualquiera pero, si algo me quedó claro fue que, con esa actitud hacia la vida, lo más probable es que logre tener buenos momentos de paz y tranquilidad.

Me encantó lo que vi y, agradecí tenerlo al frente mío y poder verlo.

Creo que es importante que, hagas lo que hagas, lo hagas feliz, lo hagas como si fuera lo más maravilloso que tienes para hacer.  Y, no me refiero únicamente a situaciones de trabajo; me refiero a donde estés.  Puedes estar con tu hijo(a), conversando, ayudándolo con algo.  Puedes estar haciendo compras en el supermercado.  Puedes estar en la calle, caminando o  manejando.  Puedes estar en el gimnasio.  No importa!  Lo que importa es ESTAR.

A veces me ha pasado estar haciendo algo y después de un rato darme cuenta que mi cabeza estuvo en cualquier parte pensando cualquier cosa, nada relacionada con lo que estaba haciendo.  En realidad eso sería como sólo dejar pasar el tiempo, los minutos, las horas, sin ningún sentido.

Ama lo que haces, donde estés y con quien estés.

“Felicidad no es hacer lo que uno quiere sino querer lo que uno hace” JEAN PAUL SARTRE