La Autoestima

Que es la autoestima?

Para mí, la autoestima es el conjunto de creencias, pensamientos e ideas que tengo formadas sobre mi.  En otras palabras, mi auto concepto o auto valoración.

Cómo formo mi autoestima? 

Desde que soy muy niño y no tengo conciencia de las cosas, voy formándola por lo que percibo, por lo que recibo -de forma hablada, actuada y expresada- y sobre todo por la interpretación que hago de todo eso.

La autoestima es lo que me da información sobre mi; sobre cuán digno de ser amado soy, sobre cuan inteligente o capaz me considero, cuan hábil y talentoso me veo, hasta qué tan atractivo físicamente creo ser, etc.

Hay tres tipos de autoestima:  la autoestima alta, la autoestima baja y la autoestima sana.  

La ideal es una autoestima sana:  Simplemente se lo que soy, me acepto, me quiero y me respeto. No me siento más ni menos que nadie.

Una autoestima baja es quien tiene una autovaloración que está por los suelos, quien se considera que no es bueno en lo que hace, siente que las cosas le cuestan mucho y, en la mayoría de casos, a veces ni intenta conseguirlas porque se queda en el camino o en la intención.  En su mayoría, se siente inferior en muchas cosas.

Una autoestima alta es quien tiene una sobre valoración, se muestra ante las personas como alguien que es muy bueno en todo lo que hace, puede llegar a ser arrogante, puede sentirse que es mejor que el resto, llegando también a tratar mal a las personas.

Que implica tener una autoestima sana?

Implica tener relaciones sanas, implica poder lograr las metas que me pongo, implica creer en mis capacidades, implica poder expresar mis emociones y sentimientos, sin miedo.

La autoestima se puede revertir?

Por supuesto que sí.  Lo primero que se necesita es darse cuenta de la necesidad de mejorarla y estar dispuesto a trabajar en ello.

Que puedo hacer para trabajar mi autoestima?  Te dejo algunos puntos que para mí son claves en este proceso:

  1. Conocerte, para luego aceptarte y, luego, quererte.
  2. Aceptarte con tus luces y tus sombras, es decir con lo que te gusta de tí y con lo que no te gusta tanto de tí.
  3. Mirar a tus errores como posibilidades de aprendizaje.  Liberarte de la culpa.
  4. Sentirte libre de expresar tus emociones de forma sana.
  5. Desaparecer de tu vocabulario las palabras "debo" y "tengo" y convertirlas en "quiero".
  6. Ser honesto contigo mismo:  Aprender a decir SI cuando quieres decir SI.  Y decir NO cuando quieres decir NO.
  7. Ponerte en primer lugar y, lograr un equilibrio entre el Recibir y el Dar.
  8. Revisar tu diálogo interno, es decir, qué te dices a tí mismo?
  9. Trabajar para vivir en coherencia:  lograr que lo que dices, piensas y haces estén en concordancia.